24 Horas de Le Mans

Este fin de semana -del sábado 21 a las 4:00 pm al domingo 22 4:00 pm- se corre la octogésima novena (89ª) edición de la carrera de resistencia más famosa del automovilismo mundial, parte de la Triple Corona, que incluye las 500 Millas de Indianápolis y el Grand Prix de Mónaco, que integra los tres tipos más importantes de competencias y que solamente ha logrado ganar las tres un piloto en la historia, el británico Graham Hill (Le Mans en 1971, las 500 millas en 1966 y el GP de Mónaco cinco veces: en 1963, 1964 y 1965 con BRM, 1968 y 1969 con el Lotus/Cosworth 49B).

Para la carrera están inscritos un total de 62 vehículos (récord), en las categorías habituales de dos clases de Prototipos y dos de Gran Turismo (GTE) además de un Innovador (para discapacitados). Este año el prototipo principal LMP1 es sustituido por el LMH (Hypercar) con 5 vehículos. Dos Toyotas GR010H, un Alpine A-480 y dos Glickenhaus (privado norteamericano con base en Italia). A diferencia de su antecesor, el LMH de acuerdo a los nuevos reglamentos, es más pesado, más grande y mas lento (aproximadamente 10 seg por vuelta del circuito de Le Sarthe de 13 kilómetros y 626 metros) con énfasis en regulaciones aerodinámicas y reducción de la potencia del motor híbrido de unos 1000 a 700 bhp, todo para reducir el costo a un tercio del LMP1 previo. Para Jim Glickenhaus, las regulaciones le han permitido desarrollar un vehículo con diseño más libre y de aspecto más parecido a los que corrieron las 24 horas en la década de los 60 y 70. A diferencia del Toyota que utiliza un motor híbrido de 3.5 L V6 biturbo, este desarrollado por Pipo (constructor de motores para la serie del Mundial de Rallies) es un 3.5 L V8 biturbo. Con el Alpine A-480 con un tanque de gasolina más pequeño (75 vs 90 de los otros LMH) corre penalizado con al menos 3 paradas más que los Toyota, marca que ha logrado el triunfo en las últimas 3 ediciones previas, en 2018 y 2019 con el bicampeón de F1 Fernando Alonso.

En la clase LMP2 (Oreca o Ligier/Gibson V8) con 24 vehículos inscritos, correrán pilotos latinoamericanos como los colombianos Juan Pablo Montoya y Tatiana Calderón, el mexicano Roberto González, así como el venezolano Manuel Maldonado (primo de Pastor), además del argentino José María López quien lo hará de nuevo en el Toyota #7 de los Prototipos Hypercar. La clase GTE PRO contará con 8 vehículos (Ferrari 488, Corvette C8-R y Porsche 911 RSR) y la GTE Amateur con 23, agregando a las marcas Ferrari y Porsche, cuatro Aston Martin Vantage.

Desde la carrera inaugural organizada por el Automóvil Club de l’Ouest (ACO) en 1923, se premia mayormente la regularidad y la resistencia, mayormente de motores y cajas de cambio, además del cuido de frenos y neumáticos por parte de tres pilotos (antes de 1970 solo se permitían dos) que se intercambian el manejo por no más de 4 horas consecutivas cada uno. La tradicional “salida Le Mans” con los vehículos alineados en un lado del trazado y los pilotos en el otro, quienes salían corriendo al bajar la bandera francesa (aun se usa en la largada) se cambió -por razones de seguridad- en 1971 por la salida lanzada “tipo Indianápolis”, después de una vuelta de presentación.

Igualmente, por razones de seguridad, la larga recta Mulsanne de 5 km de longitud, en 1990 fue ralentizada con dos chicanas después de que en 1988 un W.M. Peugeot registrara una velocidad tope de 407 km/h.

En sus primeros años las marcas francesas (Bugatti, Lagonda y Lorraine-Dietrich), italianas (Alfa-Romeo) y británicas (Bentley) dominaron la escena, hasta que después de la interrupción por la segunda guerra mundial, Ferrari alternó triunfos con Jaguar en la década de los 50. En los 60 Ferrari consiguió 6 triunfos consecutivos hasta que en 1966 apareció Ford con el modelo GT40 (cuarenta pulgadas de altura) para lograr la victoria en cuatro años consecutivos.

Como carrera de resistencia, apropiadamente el fabricante Porsche tiene el récord de más triunfos con 19, a partir de 1970 cuando los vehículos especialmente fabricados para la carrera (prototipos) sustituyeron a los de producción en serie. Los modelos 917, 936 y 956 dominaron dos décadas, hasta que en los 90 comenzaron a disputarle la supremacía otras marcas como Jaguar, Mazda, Peugeot, McLaren, Mercedes y BMW. En el nuevo milenio, el fabricante con mayor éxito fue por mucho tiempo AUDI con sus R8, R10 y R18, sumando 13 triunfos, incluyendo 5 consecutivos entre 2010 y 2014, hasta aparecer los Porsche 919 híbridos, ganadores de 2015 a 2017 y finalmente, después de 30 años intentándolo, Toyota ha triunfado en las últimas ediciones desde 2018.

La competencia cubre fácilmente 5.000 km. El récord, fue en 2010 de 5.410 km, es decir 6 veces las 500 Millas de Indianápolis o 17 veces un Gran Premio de F1. El mayor número de vueltas se logró en 1971 y en 2010 con 397.

El piloto más ganador de las 24 horas de Le Mans es el danés Tom Kristensen, quien en la actualidad busca la elección como Vice Presidente deportivo de la FIA, acompañando al británico Graham Stoker, candidato a la Presidencia.

formulaburgerf1@gmail.com

Se el primero en Comentar

Deja un Comentario

Su correo no sera publicado.


*